Manteniendo el equilibrio.

Me sostengo entre una delgada linea, manteniendo el equilibrio entre la locura y la cordura, estoy allí. evitando que escapen mis demonios, una fuerte lucha por mantener mi alma encerrada, en mi, ese soy yo, ansioso, taciturno, entre cuerdo y lunático, sin evocar ninguna expresión, sin poder mantener la calma o estar quieto, tratando de corregir todo, de volver a la calma, de recobrar la paz, pero de nuevo caigo, de nuevo mas profundo, mas y mas profundo, como si el abismo cada vez se hiciera mas profundo y yo mas pesado, intento aunque sea disfrutar mi caída, como gladiador disfrutar su lucha aunque sabe que se aproxima a su muerte, intentando saborearla, disfrutar cada centímetro, cada bocanada de aire, cada aleteo como cual mariposa monarca disfruta su único día de vida, lo intento, pero ni el dolor he de disfrutar pues los recuerdos echos granizo golpean lo frágil de mi alma en su súbita caída, ya resignado a caer, a golpear y a resistir, así estoy entre dos mundos, semivivo semimuerto.

Comentarios